Actualidad RSS

Bitti revoluciona el mundo de la puericultura

4 octubre, 2019

Bitti, la nueva tienda situada en la avenida Josep Tarradellas 155 de Barcelona

La nueva tienda, situada en la avenida Josep Tarradellas, 155, de Barcelona, ​​se ha convertido en un referente en el ámbito de la puericultura

 

A Bitti el concepto “puericultura” adquiere una nueva dimensión. Íngrid Puig y Lluís Martí, propietarios del negocio, han apostado por la calidad, la innovación, la profesionalidad y un diseño muy estudiado, cuidando cada detalle -desde los colores en la iluminación, pasando por la distribución de los productos y las marcas o el uso de las nuevas tecnologías- para su nueva tienda situada en la avenida Josep Tarradellas, 155, de Barcelona, ​​e inaugurada recientemente.

 

Los inicios: del marketing a la puericultura

Para conocer los orígenes de Bitti, comercio especializado en puericultura y mobiliario infantil, hay que remontarse al año 2003, cuando el matrimonio formado por Íngrid y Luis, dos publicistas que hasta entonces se habían dedicado de lleno al mundo del marketing, decidieron hacer un cambio en su trayectoria profesional y, como buenos emprendedores, se embarcaron en un nuevo proyecto. “En aquellos momentos esperábamos nuestro primer hijo y, como padres primerizos, vivíamos aquella etapa con mucha ilusión y expectativa”, explica Íngrid. “Visitamos varios comercios para informarnos antes de comprar lo que necesitaríamos para el bebé, y nos dimos cuenta de que todo lo que veíamos era mejorable, que se podía dar un paso más en la selección de las marcas, en la imagen, en el planteamiento del negocio…. Y decidimos montar una tienda de puericultura con una selección de productos de gama alta, de mucha calidad, dirigiéndonos a un target de clase media y alta “.

Antes de empezar, Íngrid y Luis hicieron un plan de negocio, “porque teníamos claro que antes de levantar la persiana era necesario un estudio para conocer la viabilidad del negocio y de las diferentes marcas, la inversión requerida, el tipo de productos y de proveedores, etc.”. Una vez lo tuvieron todo estudiado, comenzaron a buscar el local “en un momento en que Barcelona estaba en una burbuja inmobiliaria brutal”, remarca Íngrid.

 

La importancia de la ubicación

Desde un inicio tuvimos claro que no necesitábamos una zona comercial de primer orden, “porque los futuros padres se desplazan donde haga falta para ir a comprar lo que necesitarán para su bebé”, pero eran conscientes de que la ubicación y la visibilidad del local eran dos aspectos a tener muy presentes. Finalmente, después de buscar mucho encontraron un local en la avenida Josep Tarradellas, y tanto Íngrid como Lluís se vertieron en su nuevo proyecto.

La profesionalidad y la visión del negocio les permitió empezar a crecer, y fue entonces cuando se dieron cuenta que no habían valorado que, si querían tener stock, necesitarían un almacén más grande ya que los productos de puericultura ocupan mucho espacio. “Ante esta realidad, comenzamos alquilando almacenes externos, pero también necesitábamos más espacio para las oficinas porque contratamos más gente para la gestión interna del negocio, y llegó un momento en que teníamos cinco locales distribuidos por diferentes edificios del barrio, algo inviable en cuanto a costes, procedimientos, gestión del trabajo interno, logística …”, remarca la propietaria de Bitti.

Hay que tener presente que, en el sector de la puericultura las marcas de gama alta dan exclusividad de zona. Con el fin de mantenerse dentro de los límites del área de influencia, a la hora de buscar un nuevo emplazamiento Lluís y Íngrid no se podían alejarse de donde tenían la primera tienda. “La exclusividad de zona es muy positiva, porque sabes que no tendrás competencia cerca, pero te limita mucho a la hora de buscar un nuevo local que, en nuestro caso, debía ser mayor que el que teníamos, ya que nos hacía falta un buen almacén, y que tuviera visibilidad, porque para nosotros el escaparate es muy importante”.

Finalmente, con constancia, perseverancia y esfuerzo, encontraron un local de 500 maestros cuadrados -de los cuales la mitad son de exposición y venta al público- que se adecuaba a sus necesidades. “De esta manera podemos tener todo el negocio en un mismo espacio; además, hemos incrementado la experiencia de compra del ciudadano incorporando nuevos servicios y nuevos elementos en la tienda, como las pantallas táctiles informativas. Todo ello nos ha permitido mejorar la exposición que teníamos “, apunta.

 

Puntos fuertes: servicios y profesionalidad

Entre los puntos fuertes de Bitti destacan los servicios que ofrece tanto en la venta como en la post venta y la profesionalidad. “Además de dar mucha información y consejos, ofrecemos diferentes servicios como las listas de nacimiento, los cochecitos de cortesía por si se te adelanta el parto o se te estropea el cochecito, o bien te lo dejamos para que puedas probar si entra en el ascensor de su casa o en el maletero del coche. Son servicios que la clientela valora mucho y que, junto con la profesionalidad y un trato muy personalizado, nos han de diferenciar de la venta en línea. Además, cuando un cliente viene a nuestra tienda sabe que encontrará una persona que siempre dará la cara, que le ofrecerá una respuesta y una solución, lo que no siempre ocurre cuando sólo hay una plataforma o tienda en línea, y no física “.

Otra de las particularidades de Bitti es el asesoramiento. “Los futuros padres suelen venir a la tienda muy bien informados, pero a la vez nos piden asesoramiento en temas como las mochilas portabebés, los cochecitos, la seguridad en el automóvil, la lactancia, los extractores de leche, etc.”. Para poderlos informar con profesionalidad y ser un referente de la decena de grandes firmas con las que trabajan, los propietarios de Bitti apuestan por la formación y el reciclaje continuado. Lo hacen asistiendo a los cursos que ofrecen las marcas cuando sacan novedades o hay cambios en las normativas, y los talleres que organizan entidades como la Cámara de Comercio de Barcelona, ​​”que ofrece cursos que nos permiten tener una visión muy real de la actualidad”, remarca la propietaria de Bitti.

A la vez, tanto Íngrid como su marido, Luis, asisten a ferias para captar los cambios que vive el sector, conocer las últimas novedades y tomar el pulso al mercado.

 

La venta en línea

Bitti no ha querido dejar pasar lo que representan las ventas en línea y a lo largo de la última década se ha volcado en su página web. “En 2008, cuantos muchos sectores estaban en crisis, nosotros nos planteamos si abrir una nueva tienda física en otra zona de Barcelona o potenciar la venta en línea -explica Íngrid-. Finalmente tomamos dos decisiones: trabajar sólo marcas de gama alta pensando en un público con un determinado nivel adquisitivo, y abrir y potenciar la tienda en línea que nos permitiera llegar a todas partes. Hoy tenemos clientes del resto de España, pero también de Sur América, los Países Árabes, etc. Impulsar la página web fue una decisión muy acertada, y hoy un miembro de nuestro equipo se dedica específicamente a gestionar la web y una persona del almacén se encarga de los pedidos en línea.

 

La web, el mejor catálogo

Otra de las ventajas de tener una página web muy potente es que les sirve de catálogo. “La web es el mejor catálogo que podemos ofrecer a nuestros clientes. En la tienda no tenemos catálogos en papel, toda la información la tenemos volcada en la página web y el equipo de la tienda trabaja la atención al cliente desde la página web, donde se muestran todos los productos que tenemos, sus características, cómo se pueden personalizar, etc.”.

Además de ser una herramienta muy útil para el comerciante, la página web también es una ayuda para el cliente. “Este viene a la tienda a mirar y tocar el producto y luego en casa, desde el móvil, la tableta o el portátil, puede revisar todo lo que le hemos explicado, valorar pros y contras de cada marca o producto, y decidirse”, concluye Íngrid.

 

 

Este contenido se ha elaborado en el marco del Programa de Comercio Minorista 2019, cofinanciado por la Secretaría de Estado de Comercio del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo y el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) de la Unión Europea.

Servicios de Barcelona és moda

Tienda en Internet

Una solución para crear y gestionar de forma ágil y flexible tu tienda online.

[leer más...]

Apoyo al emprendimiento

¿Eres una persona emprendedora? ¿Estás pensando en crear tu empresa?

[leer más...]

Cliente Misterioso

Evalúa el nivel de atención, trato y presencia que ofrece el personal de venta de tu establecimiento a los clientes

Utilizado por empresas y compañías líderes

[leer más...]