Actualidad RSS

Majoral trabaja para consolidarse en EE. UU.

26 abril, 2013

Majoral

El proyecto más importante de la firma de joyería Majoral es consolidarse en el mercado internacional. En concreto en EE. UU. y México. Por eso, están reforzando su presencia en grandes almacenes de lujo de estos países, como Bergdorf Goodman y Berger, respectivamente.

Alemania, Italia, México y EE. UU. son los países donde Majoral tiene más presencia ahora mismo. Para esta firma de joyería contemporánea, salir al exterior es actualmente una de las acciones más importantes de la estrategia empresarial. La situación del mercado interno, con la caída de la demanda, la ha impulsado a buscar nuevos mercados y reforzar la presencia en los actuales. “Nuestro objetivo es el mercado global”, explican los responsables de Majoral con quienes Barcelona es Moda ha podido hablar sobre sus proyectos de futuro.

Con seis colecciones anuales distribuidas en dos temporadas, además de una selección de piezas únicas, Majoral es una de las grandes firmas de joyería contemporánea del país. Una empresa que no se explica sin Formentera, la isla donde se estableció Enric Majoral, su fundador, en el año 1974. Allí encontró la inspiración que le ha permitido trabajar, durante más de tres décadas, en su gran pasión: la transformación de materiales de alta calidad en joyas artesanas inspiradas en el Mediterráneo. Todas ellas nacen de una conversación del autor con la naturaleza y la vida formenterano.

Joya sin límites

Pero también la madera, las lanas, los plásticos, las pinturas o la arena, además, naturalmente, de los clásicos metales como la plata y el oro, son algunos de los ingredientes que Majoral transforma en piezas singulares, tanto para el gran público como para clientes más exclusivos. “En joyería contemporánea, no hay límites para la experimentación y la innovación del objeto/joya”, explica Mònica Sans del Departamento de Marketing y Comunicación de Majoral.

Actualmente, la firma tiene cinco tiendas propias, dos en Formentera, dos en Barcelona y una en Gerona. Además de 32 puntos de venta. “Para que Majoral esté presente en una tienda multimarca, esta tiene que sentirse partícipe del proceso de venta de nuestra joya con el cliente final. Tiene que ser conocedora y estar interesada en la joyería contemporánea y el diseño. Además, debe tener una larga trayectoria de prestigio y un reconocimiento dentro del sector”, explica Sans.

Manos que crean

Enric y Roc Majoral y Abril Ribera son los miembros del equipo creativo de la empresa. Los dos primeros son padre e hijo, y comparten con Ribera la pasión por los procedimientos artesanales y manuales, y por la experimentación con nuevas técnicas. Tanto Roc Majoral como Abril Ribera trabajan desde los talleres que Majoral tiene en Barcelona. El espacio, que cuenta con un equipo de diez personas, es donde se elaboran buena parte de las piezas que forman las seis colecciones anuales de la firma.

En Formentera, donde reside normalmente Enric Majoral, hay un taller creativo que solo abre la temporada de verano. Majoral empezó a vender sus piezas artesanas en el mercado de la Mola de esta isla en los años setenta. Después de años de trabajo, en los últimos tiempos, le ha llegado el reconocimiento nacional e internacional por su obra. En 2004, fue nombrado Maestro Artesano por la Generalitat de Catalunya, y en 2007 recibió el Premio Nacional de Artesanía. Además, dos piezas de su serie “Joyas de arena” forman parte de la colección permanente del Museum of Arts and Design de Nueva York.

¿Artesanía o expansión?

Para Majoral, la expansión nacional e internacional de la firma no es incompatible con su genuino sello artesano. “Artesanía y lujo son conceptos que están vinculados por el saber hacer, por el amor por las cosas bien hechas, y por la excelencia del oficio. El objetivo es llegar a objetos de gran belleza”, razona Sans.

En opinión de la firma, la actual situación económica internacional no pone en entredicho la existencia y el papel de la joyería contemporánea. “Lo único que varía, tal vez, es el tipo de material utilizado en el diseño más lujoso o más humilde”, aseguran. De hecho, como explican desde Majoral, “En épocas tanto de bonanza como de crisis, la contemporaneidad existe en los sectores del arte, la moda y la joyería. Es un espíritu de transformación y de transgresión hacia nuevas miradas”.

Majoral trabaja también sobre pedido, atendiendo las peticiones de clientes que quieren una joya exclusiva. “Es un tipo de cliente o clienta a quien le gusta la excelencia y que quiere participar en la creación de la pieza”, detalla Sans. Los pedidos de piezas exclusivas proceden, además, de aquellos clientes que quieren adquirir piezas únicas y singulares diseñadas por Majoral.

Nuevos canales

Aunque todavía no es uno de los canales fuertes de la empresa, la tienda electrónica ayuda a Majoral a dar a conocer el producto y mejorar los procesos de decisión de los clientes. “La venta en línea no es sencilla. La tienda electrónica acompaña al cliente en el proceso de compra, pero finalmente, todavía acaba comprando en la tienda. Aunque ahora no está muy activa, pensamos que la tienda en línea es el futuro, si queremos estar presentes en un mercado cada vez más global”, explica Sans.

Servicios de Barcelona és moda

Tienda en Internet

Una solución para crear y gestionar de forma ágil y flexible tu tienda online.

[leer más...]

Apoyo al emprendimiento

¿Eres una persona emprendedora? ¿Estás pensando en crear tu empresa?

[leer más...]

Cliente Misterioso

Evalúa el nivel de atención, trato y presencia que ofrece el personal de venta de tu establecimiento a los clientes

Utilizado por empresas y compañías líderes

[leer más...]